Gestionar la realidad
14 enero, 2018
0

Gestionar la realidad no siempre es fácil. Porque a veces existe un abismo entre lo que deseamos y la realidad. La cruda realidad.

Aprender a actuar dentro de la realidad y el realismo son las claves para la felicidad. Consecuentemente, para el éxito.

Gestionar la realidad

Saber afrontar las situaciones es un signo inequívoco de madurez. Aunque la madurez no tiene nada que ver con la edad. Conozco hombres de mi edad e incluso mayores que son incapaces de tomar decisiones. En cambio, otros amigos muy jóvenes sí saben, y lo hacen con una soltura que me maravilla.

Qué es la realidad

Aunque muchos filósofos se han planteado qué es la realidad, incluso si existe, debemos asumir algunas cosas. Al fin y al cabo, aunque no tengamos pruebas de que la realidad exista, estamos inmersos en ella, sea lo que sea.

Asumiendo siempre cierto riesgo. Porque la seguridad total acerca de la realidad no existe. Pero nunca podemos quedarnos inmóviles. Y para gestionar la vida de uno es necesario tomar decisiones.

Si alguna vez has convocado a tus amistades para debatir un tema personal, ya lo sabes.

  • Cada cual ve tu situación de una forma distinta.

Lo que debemos tener en cuenta son las distintas versiones. Seguro que encuentras puntos de contacto entre ellas. Y quizá sean estos los aspectos más relevantes.

En otras palabras, la realidad es lo que tú percibes, sumada a lo que no deseas tener en cuenta. Porque si tus amistades son sinceras, te dirán cosas que no deseas oír.

Realidad y deseo

Seguro que te gustaría que tu vida fuera diferente en alguno aspectos. Porque la realidad no siempre coincide con los deseos. Es evidente que tu vida debería parecerse al máximo a lo que deseas. Para ellos se requieren sacrificios. Lo que implica esfuerzos para lograr hacer realidad lo que deseas.

Me he encontrado con personas en mi vida que han confundido ambas cosas, la realidad y sus deseos. Consecuentemente han vivido —o viven— en un mundo que no todos entienden. Ellos piensan y actúan como si todo lo que difiere de su ideal estuviera equivocado. El abismo entre lo que desean y lo que realmente es puede llegar a ser espectacular. Y es un abismo que da vértigo.

Afrontar la realidad

Especialmente en situaciones de crisis, debes escuchar a tus amigos. Siempre y cuando sean personas sensatas,claro está. Es decir, exentos de problemas más graves que los tuyos. Su sinceridad también es un aspecto que debes valorar. No escuches solamente a quien te halaga. Los halagos son agradables pero no resuelven nada.

  • Escribe en un papel
  • Haz una lista de pros y contras
  • No tomes decisiones precipitadas
  • “Consulta con la almohada”
  • Pide y escucha distintos puntos de vista

Así tendrás un “mapa” de tu situación. Solo puedes afrontar algo teniendo la máxima cantidad de datos.

Gestionar la realidad

Una vez hayas resuelto un problema o situación ya podrás usar esa experiencia. El mejor consejo es que debería hacer de esta experiencia un hábito. Es decir, acostúmbrate a plantearte tu realidad cada semana. Porque la realidad es cambiante, fluye y nunca se queda en el mismo lugar.

Quizá la imagen del vigía en lo alto del mástil de un velero pueda servirte.

Estar alerta es una señal de madurez y de sabiduría. Solo así podremos predecir momentos de conflicto. Y saber predecir significar estar preparado teniendo ya algunas soluciones a punto.

Siempre insisto en que no soy coach. Tengo muy buenos amigos que lo son. Son quienes pueden ayudar de verdad a quienes consideran que lo necesitan.

Mi trabajo es ofrecer y realizar masajes tántricos gay.

De modo que si tienes dudas sobre este servicio y en qué coénsiste, llámame.

Paco: +34676648226

Encontrarás más información sobre mí y el Tantra gay en www.pacotantra.com

¡Un abrazo fuerte!